08 diciembre 2008

Astralmente Jodío

Pensando en La Musa, tema que ha estado presente en mi mente desde hace unas semanas, recordé, hoy, que hace como año y medio, en una de esas épocas de creatividad fluyente, para poner a correr mi proceso creativo, opté por redactar uno de mis miedos más profundos. En el comienzo, tenía claro lo que quería escribir. Era un texto muy "straightforward" donde relataba un sueño como si fuese la noticia del día. Puros hechos, nada de especulación. Pero como dice mi amigo EKC-FOUR, dejé que mi subconsciente se apoderara de mis manos y lo que salió fue un relato inesperado hasta para mí, que lo escribí.

En todo este tiempo que ha pasado, casi olvidaba ese texto, hasta que hoy lo encontré, y al leerlo, hasta me cuestioné si lo había escrito yo. Debo admitir que me sumergí en las palabras que el yo del 2007 escribió y hasta sentí que re-vivía esa experiencia que preferiría olvidar, pero que regresa a mi vida dez vez en cuando.

Por desgracia, no influí ninguna de las piezas en las que trabajaba en aquel entonces en este escrito. Un pena, de seguro. Pero de esa línea de pensamiento surgieron otras ideas como el boceto que les incluyo, titulado: Condenada Soledad, que luego transformé en una pieza menos negativa, a la que llamé: "Sueño con la Soledad" Las mismas pueden ser encontradas en Sueños & Pesadillas y en el próximo proyecto que UNDO tiene en agenda, luego de Autor/Artista.

Bueno sin más pre-ámbulos, les dejo con: Astralmente Jodío.
Siéntanse en confianza de comentar.


Una noche roja que me dejó en el abismo del olvido de una que me tenía donde quería. Por más que tratara de escaparme, sus garras me asechaban. Garras que sin enfocar la vista se veían como largos tentáculos que ahogan al más fuerte. Grité pero no me escucharon. Salté, pero mi cuerpo no se movió. De qué me vale alborotar si no hay nadie ahí. Mi cuerpo duerme en armonía y mi alma grita porque no lo siente. Rondeo el barrio y cuando regreso, mi cuerpo aún duerme. Busco cómo salir de ese círculo vicioso de tu dices yo hago, tu dices yo hago, tu dices yo hago, tu dices yo me canso y te mando al carajo. Grito nuevamente. Los tentáculos sueltan un poco y mi voz sale por mis labios. Tu no te mueves. Yo no me muevo. Mi alma agita el espectáculo. Las garras me cortan la piel, el pico me arranca un ojo. Grito otra vez. Aún no me escuchas. El rojo de la noche se va apagando. El Negro se apodera y ahora no veo nada. Las plumas se meten por mi garganta intentando opacar mis gritos. Las Estrellas se esconden en las líneas de colores. Colores que sé que están aunque no los veo. Grito una vez más, esta vez será la última. Mi alma se separa y no encuentro regreso. Escuchaste, sé que escuchaste. Ruego me toques para que incorpores a este descorporado. Notaste que sudo y el aire está que congela. Pido que susurres mi nombre y tus labios obedecen. Me acariciaste la cara. No la veo pero si la siento. Lágrimas de sangre bajan por mis mejillas. Las garras de este mounstruo me están soltando. Me escapo. Corro por las líneas blancas, sin tocar las rojas, no vaya a ser me resbale en la sangre que pinta lo blanco. Las estrellas quieren ser guías pero no les creo. Tu voz ahora la empiezo a escuchar en estéreo. Me acerco a tí. Me alejo de la bestia. Las piernas me fallan, me caigo en el mar azul. Azul que trae frialdad y muerte. Recuerdo cuando quería ser como Supermán y vuelo hacia tu voz. Siento que te asustas pues no contesto. Mi cuerpo, en automático, sigue gimiendo. ¡Despierta, cabrón! Mi cuerpo no me obedece. Los tentáculos vuelven a ser visibles. Gritas mi nombre. Esta vez te escucho de veras. Supermán vuelve a aparecer y rompo el azul que me hace caer. Una caida que aunque sé que es instantánea, dura una eternidad. Al abrir los ojos noto que estás asustada. Yo casi no sé porque. Te juro que todo está bien. Pido que te vuelvas a dormir. Recuerdo todo de sopetón. No quiero volver allá. No quiero molestarte a tí. Se jodió esto: son las tres de la mañana y ahora no quiero dormir.

3 comments:

Julius dijo...

uy....
te moriste por un momento ahí? o fue sólo una pesadilla? ...
todavía me tiene mal. aunque mis pesadillas de chiquito tenían un "imagery" bastante diferente, realmente lograste q recordara la sensación de impotencia y desesperación que usualmente caracterizaban a estas pesadillas, el verdadero horror que es saber que el ser querido sufre por mi sufrimiento y parece que no puedo hacer nada al respecto, ni con la ayuda del ser querido, quien está ahí hasta el último momento...
pero esto tiene que ser fuente de unas cuantas imágenes bastante horribles...
a ver que me sale a mí...

Rick dijo...

Fue un viaje astral. Mi alma salió de mi cuerpo, podía verme durmiendo, pero no podía hacer que mi cuerpo respondiera. Tampoco despertarme. Logré emitir algunos sonidos que fueron los que ayudaron a mi esposa darse cuenta que algo me pasaba y poco a poco con su ayuda pude regresar a mi cuerpo. Me ha pasado varias veces. Es horrible sólo cuando no puedo regresar, cuanda regreso sin problemas, es bastante rico.

Julius dijo...

uy....
te moriste por un momento ahí? o fue sólo una pesadilla? ...
todavía me tiene mal. aunque mis pesadillas de chiquito tenían un "imagery" bastante diferente, realmente lograste q recordara la sensación de impotencia y desesperación que usualmente caracterizaban a estas pesadillas, el verdadero horror que es saber que el ser querido sufre por mi sufrimiento y parece que no puedo hacer nada al respecto, ni con la ayuda del ser querido, quien está ahí hasta el último momento...
pero esto tiene que ser fuente de unas cuantas imágenes bastante horribles...
a ver que me sale a mí...

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Blogger Templates